Arte

Cannabis, el arte y la creatividad

Innumerables son las conexiones entre el arte y el cannabis.

A lo largo de los siglos, multitud de artistas de todo tipo han empleado el cannabis para llevar a cabo actividades artísticas de diversas índoles. Desde músicos hasta pintores, actores o filósofos han empleado dicha sustancia en sus procesos creativos. Haremos un repaso de artistas que admiten, o han admitido, consumir marihuana y que defienden públicamente su consumo.

Repaso Histórico

Hagamos un pequeño repaso histórico a la relación de la marihuana y los humanos.

Ya desde el tercer milenio antes de cristo existen pruebas fehacientes del consumo humano de cannabis en Asia. Posteriormente, las primeras civilizaciones, como por ejemplo los asirios o los pueblos escitas, ya eran conocedores de los efectos psicoactivos de la marihuana y la consumían con motivos religiosos o simplemente de ocio. Y desde estos inicios hasta la actualidad no ha dejado de consumirse en la práctica totalidad de las civilizaciones; como así lo demuestran las pipas con restos de cannabis encontradas en multitud de asentamientos arqueológicos. Desde Asia a América, pasando por Europa y África, encontramos pruebas físicas del consumo de dicha sustancia.

Relación con el arte

Ahora bien, ¿En qué momento comenzamos a tener constancia de su uso para la producción artística? Lógicamente cuando más nos acercamos a la actualidad, mayores son los datos que demuestran su uso como incentivo creativo. Pero ya desde el siglo XVI encontramos algunos celebres ejemplos, como puede ser el famoso dramaturgo, poeta y actor inglés, William Shakespeare. Los estudios realizados al respecto comenzaron a raíz de la localización de varias pipas con restos de cannabis en su casa de Stratford-upon-Avon. A partir de ahí, se han localizado diversos sonetos que hacen referencia al consumo de dicha hierva por parte del maestro inglés. Esta información se encuentra en un estudio publicado por la ASSAF, The Academy of Science of South Africa.

Ya en el siglo XIX encontramos innumerables casos dentro del contexto artístico bohemio que imperaba en la Europa Occidental. Artistas como Charles Pierre Baudelaire, el famoso ensayista, poeta, crítico de arte, y traductor francés admitió en innumerables ocasiones el consumo de cannabis. De hecho, su vida bohemia de excesos le hicieron caer en el grupo de poetas malditos del siglo XIX. Otro ejemplo más cercano lo tenemos en el pinto, escritor y dramaturgo catalán, Santiago Rusiñol y Prats. Este catalán nacido en 1861 es uno de los máximos exponentes del simbolismo y la pintura al aire libre. Formó parte, junto a Ramón Casas e Ignacio Zuloaga, de la ola de artistas bohemios españoles que se marcharon a París en 1889 buscando la libertad que les ofrecía la capital francesa. Todos estos escritores y pintores del siglo XIX consumían marihuana para su proceso creativo.

Siglo XX

Ya a mitad del siglo XX encontramos ejemplos también destacados, como puede ser el caso del escritor alemán, Henry Charles Bukowski. Este famoso escritor y poeta que desarrolló su carrera en los Estados Unidos era un habitual consumidor de marihuana, y en su obra deja buena cuenta de ello. Otro celebre pensador del siglo XX que admitió el consumo de cannabis fue Carl Edward Sagan. Este astrónomo, exobiólogo, cosmólogo, astrofísico, escritor y divulgador científico estadounidense tuvo como acompañante en sus múltiples y variadas reflexiones a la planta que nos supone objeto de estudio. De hecho, ha encabezado diversos movimientos en pro de la legalización del cannabis y ha dejado frases para la posteridad como:

“Que el cannabis sea ilegal es realmente increíble, el completo impedimento de utilizar en su totalidad algo que te ayuda a producir una profunda serenidad, sensibilidad y fraternidad tan desesperadamente necesitada en este loco y peligroso mundo”

Afirmó con rotundidad. Otro icónico ejemplo es el famoso novelita de terror Stephen Edwin King, que también ha admitido en numerosas ocasiones el consumo de marihuana. También perteneciente al siglo XX encontramos el caso de Hunter Stockton Thompson, reconocido periodista estadounidense cuya obra es un icono del periodismo Gonzo, forma de hacer periodismo en la que se elimina la división entre sujeto y objeto; ficción y no ficción; y objetividad y subjetividad.

Famosos artistas y la marihuana

Llegados a este punto, encontramos una infinidad de ejemplos. Desde actores como Arnold Alois Schwarzenegger o Morgan Freeman, a roqueros de la talla de James Marshall «Jimi» Hendrix o Ian Fraser «Lemmy» Kilmister. Estos dos últimos músicos son un perfecto ejemplo de la influencia de la marihuana en la música y en especial, en el Rock and roll. Aunque los ejemplos abarcan todo tipo de estilos musicales. Por ejemplo, el famosísimo compositor, cantante y guitarrista estadounidense de country, Willie Hugh Nelson, también se ha declarado en multitud de ocasiones como un consumidor habitual de marihuana y ha defendido el consumo de esta hasta la actualidad.

También en el mundo del rap encontramos referentes que luchan por la legalización y normalización de la marihuana en la sociedad moderna. Artístas como Wu-Tang-Clan, Lil Wayne y en especial Snoop Dogg, han mantenido una posición de defensa respecto al consumo del cannabis. Los ejemplos en el mundo de la música son innumerables, aunque si tenemos que destacar a algún músico relacionado con la marihuana, ese es sin duda Robert Nesta Marley Booker, más conocido como Bob Marley.

Otros Artistas

Fuera del mundo de la escritura, la pintura o la música encontramos a artistas de la talla de Aaron Benjamin Sorkin, afamado guionista, productor, dramaturgo y actor estadounidense que también guarda relación con la marihuana, así como diversas drogas como el crack o los hongos. Los ejemplos de artistas que han empleado la marihuana en su proceso creativo son muchos y abarcan una larga cronología, pero, ¿Podemos afirmar con rotundidad que la marihuana los ayudará en su proceso creativo? En primer lugar, definiremos el concepto de creatividad y a continuación abordaremos esa cuestión.

El concepto creatividad es relativamente actual y hace referencia a la capacidad de una persona para producir, crear e innovar. La palabra se refiere al proceso mental que genera innovaciones, es decir, ideas nuevas y originales. Según el científico judío-alemán Albert Einstein:

“La creatividad es la habilidad de relacionar y conectar ideas, el sustrato de uso creativo de la mente en cualquier disciplina”.

Una vez aclarado el concepto de creatividad, mencionar que no existen estudios que demuestren la relación directa entre la marihuana y el aumento de la creatividad en el individuo.

Fuentes de inspiración, ¿o no?

Ahora bien, si tenemos en cuenta que la marihuana altera las percepciones y los procesos de pensamiento, es más que probable que influenciara en la forma de percibir las realidades y, por tanto, en el proceso creativo de los artistas. Es decir, el cannabis no funciona como una fuente directa de inspiración o creatividad, pero sí que influye en los procesos mentales que nos llevan a producir arte. Ingerir sustancias psicotrópicas y estupefacientes no nos convertirá en artistas, pero si dentro de nosotros hay algo de artista, probablemente nos ayude a sacarlo a relucir.

Este ha sido un repaso cronológico general a la relación de la marihuana con el arte, además de una aproximación al concepto de creatividad y su relación con el cannabis.

Fuente: lamedicinadelatierra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *